Cubiertas de plástico, niñas sorprenden a su madre enfermera

Una enfermera de la clínica 11 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), recibió una inesperada sorpresa
Cubiertas de plástico, niñas sorprenden a su madre enfermera
Por: (EL UNIVERSAL) | 05/12/2020

CIUDAD DE MÉXICO.- Pese a la contingencia y ante las medidas sanitarias por Covid-19; Anahí López, una enfermera de la clínica 11 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), recibió una inesperada sorpresa de parte de sus tres hijas, luego de estar cubiertas en trajes de plástico, para poder recibir el abrazo del Día de las Madres en Delicias, Chihuahua.


"Mis compañeras de la clínica me llamaron para recibir mi desayuno por el Día de las Madres; cuando salí se encontraban mis tres hijas acompañadas por mi padres. Fui hacía ellas y les di un enorme abrazo", comentó Anahí en entrevista telefónica con EL UNIVERSAL.
La joven enfermera aseguró que llevaba más de una semana sin poder ver a sus hijas debido al alto riesgo de contagio.


"Desde hace 10 días no veía a mis hijas, debido a que una compañera había salido positivo por Covid-19. Me hicieron la prueba y tuve que estar aislada esperando los resultados; gracias a Dios todo salió negativo, pero por ser la semana del pico de contagios decidí que todo el mes iba a estar alejada de mis niñas, ya que una de ellas es asmática y corre un alto riesgo de contraer el virus".
En un video difundido a través de Facebook por la usuaria Mayra MPo se observa a Anahí cuando fue sorprendida por sus tres hijas, quienes la abrazan y le obsequian algunos detalles.


"Mi niña mayor traía un letrero que decía: 'Te queremos en casa, te amamos'. También llevaban en sus manos una rosa y mi querida madre me regalo una bolsa", detalló.


"Me morí cuando las vi; me emocioné, no sabía qué hacer, quería hablarles pero no tenía palabras, me encontraba demasiado impresionada", agregó.


Anahí explicó cómo fueron diseñados los trajes que sus padres se encargaron de hacer.
"Mis papás compraron unas bolsas de plástico y se tomaron dos días en confeccionar los trajes; le agregaron mangas y con ayuda de un encendedor consiguieron adherir el plástico".


Finalmente, la enfermera brindó un consejo para todas aquellas enfermeras que pasan por la misma situación, mientras espera que todo se solucione para volver a ver a sus hijas.


"Tenemos que ser fuertes por ellos, aunque haya gente que no esté de acuerdo con lo que hacemos, nosotros estamos haciendo las cosas por el bien de nuestros hijos".


"Las extraño bastante, ellas son mi motor a diario", concluyó.



MÁS SOBRE Nacional