Todo se le perdona a la iglesia católica


Con gran
asombro me he enterado de que el gobierno mexicano pagará los gastos de la
visita papal a México. Esto no tendría nada de raro, si es que el Estado no
estuviera separado de la iglesia católica, como es el caso de México. El
Vaticano es el estado más poderoso y rico de toda la tierra. Recibe del estado español
la no despreciable suma de 5 mil millones de euros anuales para su
sostenimiento, cosa que a los españoles no le gusta en modo alguno. Por otro
lado, es el receptor de miles de millones de dólares de la mafia italiana. En México
no pagan impuestos, porque dizque están exentos. El dinero que capta la iglesia
es una bofetada en la cara a los millones de pobres mexicanos. Mediante la
festividad de la Virgen de Guadalupe, en un sólo día se recaudaron más de 5
millones de pesos.


El
presidente debería de terminar con esta farsa y utilizar el dinero de los
contribuyentes en causas realmente positivas para el pueblo mexicano. Ya basta
de pan y circo.



NOTAS RELACIONADAS

Por: Juan Bautista Lizarraga / Diciembre 14, 2020
Por: Juan Bautista Lizarraga / Diciembre 07, 2020