Trump usa a la OMS de ring vs. China

Ayer, en Ginebra, concluyó la 73 Asamblea Mundial de la OMS efectuada de manera virtual entre 194 delegados representantes de sus respectivos sistemas sanitarios y de manera unánime se concluyó que el organismo así como su titular, Tedros Adhanom y su equipo, estén sujetos a una investigación independiente para evaluar tanto las habilidades técnicas como la gestión de respuesta dada ante la  pandemia del coronavirus.

            Al final, el presidente Donald Trump se ha salido con la suya con la investigación independiente dado que responsabiliza a China y la OMS de la propagación de la epidemia que se convirtió en pandemia desde el 11 de marzo pasado.

Con los recursos de Estados Unidos congelados desde abril pasado, la OMS ha perdido su aportación al tiempo que la ausencia de Trump en la inauguración telemática sirvió para remarcar el sentimiento  de agravio contra el organismo  que continuó profundizándose tras la misiva enviada desde la Oficina Oval hasta el despacho del director Adhanom, justo el mismo día, de la apertura de la Asamblea.

            En la carta de cuatro folios que, el presidente norteamericano aprovechó para subir en su cuenta de Twitter @realDonaldTrump,  cuestiona  fecha por fecha las actuaciones  de la OMS que,  a finales de diciembre del año pasado y enero del presente,  comunicaba  una nueva neumonía atípica con un brote en un mercado de mariscos en Wuhan.

            “He ordenado suspender las contribuciones a la OMS hasta que no tenga la conclusión de una investigación realizada en mi Administración acerca de la responsabilidad del organismo en la expansión del Covid-19. Hay datos dudosos  presentados y una falta de independencia de la OMS hacia China en el caso”, destaca la carta.

            Trump remarca en el texto que entre el 26 y el 30 de diciembre ya la prensa local china hablaba de un problema de salud pública en Wuhan y que, Taiwán fue el primero en notificar a la  OMS, la efectividad de la “transmisión de persona a persona” del coronavirus; sin embargo, aduce que de manera cómplice con China el organismo  no compartió dicha información con el mundo “probablemente por razones políticas”.

            “China sabía de los casos de neumonía de origen desconocido desde antes del 31 de diciembre, quizá semanas antes; el doctor Zhang Yong Zhen, del Shanghai Public Health Clinic Center dijo que había secuenciado al virus, no hay información publicada sino hasta seis días después,  cuando él lo posteó y después de eso las autoridades chinas cerraron su laboratorio”, remarca la carta.

            En el documento además reprocha que la OMS aseverase en enero que el coronavirus no se “transmitía de humano a humano”  y que Adhanom recibió presiones de parte del presidente Jinping para que “no recomendase cerrar las fronteras o prohibir los viajes” asegurándose de que cinco millones de personas retornasen desde Wuhan a varias partes del mundo.

            En cada línea hay un duro reproche en la que no obvia comentarios ácidos para el gobierno de Jinping al que señala de  “poco transparente”; de cerrar laboratorios, acallar a sus científicos, de impedir que dos científicos norteamericanos visitasen  Wuhan así como de ocultar información valiosa del virus.

            Trump amaga en el mensaje escrito con eliminar las contribuciones definitivamente a la OMS, retirar a su país como miembro permanente (ya se retiró de la UNESCO)  si el organismo no acepta una reforma y en el plazo de un mes muestra una independencia de criterios y de la influencia de China.

A COLACIÓN

Por su parte, Adhanom  clausuró la Asamblea intentando quitarle hierro al asunto y dijo que se congratulaba por la decisión de todos los países miembros de implementar una comisión investigadora de la actuación del organismo en la pandemia.

            “Damos la bienvenida a esa petición yo mismo iniciaré en cuanto pueda esa evaluación independiente; toda iniciativa para fortalecer la seguridad de la salud mundial y fortalecer  la OMS será bienvenida si nos ayuda a mejorar de cara al futuro como siempre estamos plenamente comprometidos con los principios de transparencia y responsabilidad; queremos que esa exigencia de cuentas prevalezca y lo queremos más que cualquier otra parte”, remarcó el titular del organismo de la Salud.

            Tras la difusión de la misiva signada por Trump, el portavoz de Exteriores de China, Zhao Lijian, que el mandatario estadounidense intenta “menospreciar” los esfuerzos de China para prevenir la pandemia.

"La carta abierta del líder estadounidense  está llena de insinuaciones y trata de usar métodos  para engañar al público y lograr objetivos de desprestigiar los esfuerzos antivirus de China; así como eludir la responsabilidad por la propia respuesta insuficiente de Estados Unidos", reviró Lijian.

            Trump lleva días señalando que estudia la imposición de nuevas represalias  contra China por ser el origen del virus, mientras varios ciudadanos norteamericanos empiezan a presentar querellas contra el gobierno chino solicitando una indemnización por el daño provocado  por la pandemia a sus respectivas personas… y la Casa Blanca no descarta, dentro de las sanciones, solicitar un pago de daños al gobierno de Beijing.



NOTAS RELACIONADAS

Por: Juan Bautista Lizarraga / Diciembre 14, 2020
Por: Juan Bautista Lizarraga / Diciembre 07, 2020