Tendencia

New York: Declaran estado de emergencia por el paso del Huracán Ida

Fuertes lluvias, ráfagas de viento de hasta 65 km/h e inundaciones han provocado la muerte de al menos 9 personas

Tijuana, B.C., Septiembre 2.- Durante las tarde noche del miércoles 1 de septiembre, Nueva York declaró estado de emergencia después de las intensas lluvias torrenciales y vientos provocados por los restos del huracán Ida, que causaron importantes inundaciones y la movilización de distintos cuerpos de rescate tras numerosos reportes solicitando rescates acuáticos.


Al igual que lo hizo la alcaldesa, el Servicio Meteorológico Nacional (NWS) emitió una advertencia de inundación repentina para la ciudad de Nueva York, ya que se detectó que el remanente del huracán Ida iba a llevar fuertes lluvias... nomás que no dijo que iban a estar así: impresionantes las imágenes de líneas del Metro y calles de Manhattan y Brooklyn completamente inundadas.

Según el Servicio Meteorológico Nacional, en algunas partes de Nueva York (como Central Park) se alcanzaron las  3.15 pulgadas de lluvia, lo cual rompe (y por mucho) lo reportado apenas el 22 de agosto, cuando la tormenta tropical Henri provocó lluvias que, en su momento, se habían considerado históricas.

Hector Lora, alcalde de Passaic, en Nueva Jersey; informó a la cadena CNN que "el cuerpo de un hombre de unos 70 años fue recuperado de un vehículo que había sido arrastrado por las aguas", además la NBC New York reportó que en ese estado ha muerto al menos otra persona a causa de las inundaciones.  Al menos siete y entre ellos el de un niño de dos años han fallecido al quedar atrapadas en el sótano de sus casas, según reportan los medios locales y la agencia AFP.

 

"Estamos sufriendo un evento meteorológico histórico con lluvias que están rompiendo récords por toda la ciudad, con inundaciones brutales y condiciones peligrosas en las carreteras", advirtió el alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, en las redes sociales.

"Por favor, manténgase alejado de las calles esta noche y deje que nuestros socorristas y servicios de emergencia hagan su trabajo", señaló de Balsio, quien agregó que "Si está pensando en salir, no lo haga. Manténgase alejado del metro. Manténgase alejado de las carreteras. No conduzca hacia estas aguas turbulentas. Permanecer en el interior."

Tanto De Blasio como la gobernadora del estado de Nueva York, Kathy Hochul, señalaron que en unas pocas horas cayó mucha más lluvia de lo esperado, lo que ha causado  "pésima situación" debido a los daños y perdidas que va dejando a su paso "los restos de Ida".

Todas las líneas del metro quedaron suspendidas al ser inundado por auténticas riadas y cascadas de agua que caían tanto por las escaleras de las estaciones como por los techos de los túneles, poniendo una vez más de relieve el importante deterioro de la infraestructura.

De Blasio llegó a prohibir la circulación por carretera en Nueva York hasta las 5:00 hora local, después de que el Servicio Nacional de Meteorología en Nueva York informara de que se habían recibido "muchos informes de rescates y de motoristas atrapados por el agua".

El gobernador del estado vecino de Nueva Jersey, Phil Murphy, también declaró el estado de emergencia, mientras que el aeropuerto internacional de Newark canceló todos sus vuelos y el servicio ferroviario de la región suspendió la práctica totalidad de sus servicios.


Ida tocó tierra en Louisiana el domingo pasado como un huracán de categoría 4 y, aunque se ha debilitado significativamente desde entonces, todavía han caído fuertes lluvias en el sureste en su camino hacia el norte. Más de 60 millones de personas están bajo vigilancia de inundaciones repentinas en partes de los Apalaches centrales, el Atlántico medio y el sur de Nueva York y el sur de Nueva Inglaterra.




MÁS SOBRE FOTOGALEEIAS